domingo, 22 de febrero de 2015

AIRES FUTURISTAS

Se estaba iniciando windows cuando, Felisa, advirtió ciertas anomalías en su computadora. Se disponía a insertar su contraseña, cuando escuchó voces extrañas. Siguió en su cometido dispuesta a entrar en la página Sudoku gratis haciendo caso omiso a los ruidos, sin interesarse por averiguar de dónde procedían. 

Después de ir clicando  en los correspondientes espacios, apareció la cuadrícula Sudoku. Acto seguido, Felisa, cómo si se hubiese sentado encima de una piña, dio un gran salto y salió corriendo despavorida. Cuando a los pocos segundos se recuperó de la sorpresa, volvió junto al ordenador y quedó estupefacta: ¡Los números del Sudoku, hablaban entre ellos! 

El "Siete" le decía al "Tres":
--¿Te das cuenta de que somos diez, y no hay ni una fémina entre nosotros?
--¡Pues es verdad! --contestó éste con signos de extrañeza y muy alterado.
 --No es justo, hay que protestar, ¡tenemos que levantar el hacha de guerra!..., decía el "Cuatro", que presentaba un aspecto encogido y desgarbado.
 Estaban en estos diálogos un poco subversivos cuando, el "Uno" y el "Ocho" se pusieron a bailar un valls. Hacían una pareja la mar de extraña; el "Ocho", obeso y panzudo, y el "Uno", escuálido y,entre nosotros..., algo facineroso.

El "Nueve", por aquello del qué dirán, no habría la boca. Andaba acomplejado desde que oyó decir al "Tres" que él, era cabezón. Al no haber féminas siempre bailaban entre ellos. El nueve quedaba sin pareja porque el "Cero" sólo podía rodar, además, todos temían que el peso de su cabeza le desequilibrase y les cayese encima.  El "Tres" le tenía mucha manía desde que le dijo que, él, era presumido y se creía el más guapo; ni le quería hablar. También le dijo que le gustaba la "Y" griega porque era copulativa, y..., eso no se lo iba a perdonar. ¿A qué cuento venía mezclar letras con números?


Decidieron ponerse de acuerdo para hacer huelga y protestar. Todos querían igualdad de oportunidades.Querían ver en sus filas, tantas númeras, como números. ¡He dicho!

Felisa también se sumó a la protesta. Echaron a rodar al "Cero", el "Uno" le facilitaba el rodaje. Todo quedó colaxado; todo menos los ordenadores, que siguieron funcionando,¡Eso sí, sólo para contenidos lúdicos!
  


Resultado de imagen de fotos de risa


No hay comentarios:

Publicar un comentario